Persona tomando alcohol en copa

Efectos del alcohol en tu cuerpo

Si bien una copa con la cena no es motivo de preocupación, los efectos acumulativos pueden pasar factura. ¡Aquí te decimos los efectos del alcohol en tu cuerpo!

El impacto del alcohol en tu cuerpo comienza desde el momento en que tomas tu primer sorbo. Si bien una copa ocasional de vino con la cena no es motivo de preocupación, los efectos acumulativos de beber vino, cerveza o licores pueden pasar factura.

Siga leyendo para conocer los efectos del alcohol en tu cuerpo:

 

Glándulas digestivas y endocrinas

Chico tomando alcohol

Beber demasiado alcohol puede causar una activación anormal de las enzimas digestivas producidas por el páncreas.

La acumulación de estas enzimas puede conducir a una inflamación conocida como pancreatitis que puede convertirse en una afección a largo plazo y causar complicaciones graves.

Daño inflamatorio

El hígado es un órgano que ayuda a descomponer y eliminar las sustancias nocivas de tu cuerpo, incluido el alcohol.

El consumo de alcohol a largo plazo interfiere con este proceso. También aumenta tu riesgo de inflamación hepática crónica y enfermedad hepática. La cicatrización causada por esta inflamación se conoce como cirrosis.

La formación de tejido cicatricial destruye el hígado. A medida que el hígado se daña cada vez más, es más difícil eliminar las sustancias tóxicas de tu cuerpo.

Si estás consciente de los efectos del alcohol y quieres dejar de tomar, puedes auxiliarte de medicina como nartex, la cual te ayudará a tranquilizarte y educar a tu cuerpo para rechazar cualquier bebida alcohólica.

Niveles de azúcar

El páncreas ayuda a regular el uso de insulina y la respuesta de tu cuerpo a la glucosa. Cuando el páncreas y el hígado no funcionan correctamente, corres el riesgo de experimentar niveles bajos de azúcar en la sangre o hipoglucemia.

Un páncreas dañado también puede evitar que el cuerpo produzca suficiente insulina para utilizar el azúcar. Esto puede provocar hiperglucemia o demasiado azúcar en la sangre.

Sistema nervioso central

Una de las formas más fáciles de comprender los efectos del alcohol en tu cuerpo es comprender cómo afecta tu sistema nervioso central.

La dificultad para hablar es una de las primeras señales de que has bebido demasiado. El alcohol puede reducir la comunicación entre tu cerebro y tu cuerpo. Esto hace que la coordinación sea más difícil.

Como el alcohol causa más daño a tu sistema nervioso central, puedes experimentar sensaciones de entumecimiento y hormigueo en tus pies y manos.

Sistema digestivo

La conexión entre el consumo de alcohol y tu sistema digestivo puede no parecer inmediatamente clara. Los efectos secundarios a menudo solo aparecen después de que ha habido daño y cuanto más bebas, mayor será el daño.

Beber puede dañar los tejidos del tracto digestivo y evitar que los intestinos digieran los alimentos y absorban nutrientes y vitaminas. Como resultado, puede ocurrir desnutrición .

Beber en exceso también puede conducir a:

  • Gases
  • Hinchazón
  • una sensación de plenitud en tu abdomen
  • Diarrea o heces dolorosas

Para las personas que beben mucho, las úlceras o hemorroides (debido a la deshidratación y el estreñimiento) no son infrecuentes y pueden causar hemorragias internas peligrosas. Las úlceras pueden ser fatales si no se diagnostican y tratan a tiempo.

Las personas que beben mucho durante un largo período de tiempo también tienen más probabilidades de desarrollar neumonía o tuberculosis que la población general.

Esperamos haberte hecho consciente de los efectos del alcohol en el cuerpo humano, ¡verás que si dejas de beber te sentirás mucho mejor!