Súper saludable

Sé cada día una mejor versión de ti

Como obtener más vitamina D del sol

El sol es una de las mejores fuentes de vitamina D para el cuerpo humano. Varios factores afectan la cantidad de vitamina D que el cuerpo de una persona puede producir al exponerse al sol, como la hora del día, la ubicación geográfica, el color de la piel y el uso de protector solar.

La vitamina D es un nutriente esencial para el organismo. El cuerpo necesita vitamina D para absorber el calcio. La vitamina D también juega un papel en el crecimiento óseo, la curación ósea y la función del sistema inmunológico.

Este artículo analiza cómo el cuerpo obtiene la vitamina D del sol, consejos para maximizar la producción de vitamina D y otras formas de obtener vitamina D.

¿Cómo se obtiene la vitamina D del sol?

El cuerpo necesita una fuente constante de vitamina D para muchos procesos diferentes.

El sol es nuestra mejor fuente natural de vitamina D. Pasar incluso un corto tiempo al sol puede proporcionar al cuerpo toda la vitamina D que necesita para el día. Según el Consejo de Vitamina D, esto podría ser:

Muy pocos alimentos contienen cantidades significativas de vitamina D, por lo que las personas pueden asegurarse de obtener suficiente vitamina al programar un tiempo regular al aire libre.

Cuando los rayos ultravioleta B (UVB) del sol golpean la piel de una persona, los procesos dentro del tejido comienzan a producir vitamina D para que la use el cuerpo.

Sin embargo, es esencial recordar que una exposición excesiva al sol puede quemar la piel y potencialmente provocar cáncer de piel. Recuerda que es importante tener en casa todo lo necesario para el cuidado de la piel si aún no sabes que comprar en el buen fin aprovecha las ofertas que se aproximan y compra los mejores artículos para tu piel.

La vitamina D ayuda al cuerpo a absorber el calcio, que es uno de los componentes principales de los huesos.

El cuerpo también necesita vitamina D para que los nervios, los músculos y el sistema inmunológico funcionen correctamente.

Las deficiencias de vitamina D pueden causar afecciones de los huesos blandos, como raquitismo u osteomalacia, y la afección de huesos frágiles y porosos denominada osteoporosis

Consejos para obtener vitamina D del sol

Cuando los rayos del sol golpean la piel, los procesos dentro de los tejidos comienzan a producir vitamina D.

Las personas no necesitan broncearse o quemarse para obtener vitamina D del sol. El cuerpo producirá toda la vitamina D que necesita durante un día en aproximadamente la mitad del tiempo que tarda la piel en quemarse.

Muchos factores afectan la cantidad de vitamina D que una persona obtiene del sol, como:

Hora del día

La piel produce más vitamina D cuando se expone al sol durante la mitad del día, el momento en que se encuentra en su punto más alto en el cielo. Cuando pase mucho tiempo bajo el sol caliente, use protector solar y manténgase hidratado.

Cantidad de piel expuesta

Cuanta más piel exponga una persona, más vitamina D producirá el cuerpo. Exponer la espalda, por ejemplo, permite que el cuerpo produzca más vitamina D que solo las manos y la cara.

pastilla vitamina d sol

Color de piel.

El consejo actual es que las personas permanezcan al sol la mitad del tiempo necesario para que se queme su tipo particular de piel antes de cubrirse y retirarse a la sombra. Esto debería proporcionarles toda la vitamina D que necesitan sin aumentar el riesgo de cáncer de piel.

¿Qué factores le impiden obtener vitamina D del sol?

La deficiencia de vitamina D es un posible riesgo para las personas mayores.

El uso de protector solar limita la capacidad del cuerpo para producir vitamina D. Sin embargo, pasar tiempo al sol sin protector solar puede causar quemaduras solares y contribuir al desarrollo de cáncer de piel.

El cuerpo no puede producir vitamina D cuando se expone a los rayos del sol a través de una ventana, ya que el vidrio bloquea los rayos UVB del sol.

La piel de algunas personas es menos capaz de producir vitamina D que otras. Es posible que otros no puedan liberar adecuadamente la vitamina D a su circulación sanguínea desde las células grasas.

Además, es posible que ciertas personas no activen la vitamina D en un estado utilizable. Estas personas pueden encontrarse en riesgo de deficiencia de vitamina D, que incluyen:

  • Personas mayores
  • personas con piel más oscura
  • personas obesas
  • personas con enfermedad renal o hepática

Te puede interesar: Mejora la piel de las manos secas.

Romina Regil

Volver arriba